lunes, 22 de julio de 2013


TETSUBIN, la tetera japonesa.

La tetera de hierro fundido (tetsubin 鉄瓶 en japonés) aparece en Japón alrededor del siglo XVII, como accesorio de prestigio y status en la preparación del té en hoja, alternativa a las tradicionales teteras de cerámica o cobre.
A partir del siglo XIX se populariza su uso, con un esmaltado interior que evita el contacto de la infusión con el hierro, protegiendo el sabor del té.
El esmaltado vitrificado interior es muy importante y lo que distingue la auténtica tetsubin japonesa de las imitaciones baratas que fácilmente se ofrecen: sin la protección interior, las paredes de la tetera se oxidan y el hierro pasa a la infusión.
Los diseños del exterior de la tetsubin son variados: puntitos (arare, el diseño más tradicional), crisantemos, hojas de arce, olas, etc. Y también los colores, desde el negro tradicional al rojo vivo, el verde dorado o el azul. Cada uno de estos diseños transmite un significado: poder, tranquilidad, energía, esperanza o sabiduría, por ejemplo.
Es la mejor tetera, especialmente para los tés delicados, aunque puede ser usada para todo tipo de infusiones.
Para limpiar, no se usa jabón, solo se enjuaga con agua, secándose con un paño y evitando siempre el contacto con aceite o sal. (El exterior es poroso)
Las teteras tetsubin tienen precios altos, pero a poco que se cuiden (y sus propietarios las aman: son objetos llenos de belleza!!) son eternas, ofreciéndonos siempre una taza de buen té.

En Namasté las podrás encontrar en todos sus colores y tamaños http://www.namaste-guadalajara.com/21-teteras

No hay comentarios:

Publicar un comentario